La música y su pensión por discapacidad sostienen a don Valerio Liborio

Las complicaciones de la diabetes le hicieron perder la pierna izquierda, pero don Valerio Liborio Rojas no pierde el entusiasmo por lo que más le gusta: la música.

“La verdad, nunca tuve un maestro y anduve aprendiendo a tocar la guitarra nada más mirando. Hacía yo mis composiciones y subí un disco a youtube”, dice, rodeado de sus gallinas, en el municipio de Juchitán, Guerrero.

Dos Valerio recibe la Pensión para el Bienestar de las Personas con Discapacidad desde hace dos años porque su discapacidad le impide trabajar en el campo, su actividad principal a lo largo de su vida.

Asegura que le ha servido para mejorar su calidad de vida. “El dinero sí me sirve para mi sustento y tengo unas gallinas ahí que las estoy alimentando”.

La música lo sigue alegrando y está muy satisfecho de haber grabado algunas canciones en estudio, las cuales están disponibles en Youtube: https://youtu.be/1x3L2f6nKk