Con inauguración de nuevas oficinas en Michoacán, inicia descentralización del IMSS

Integrar el sistema de salud y acabar con la corrupción dentro del mismo; optimizar la atención primaria y hospitalaria; asegurar el abasto de medicamentos, así como rehabilitar, construir nuevos y terminar los centros de salud y hospitales inconclusos, son los principales objetivos del plan 2018-2024 que este día presentó en Morelia, Michoacán, el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Tras cortar el listón inaugural de las nuevas oficinas a donde se traslada el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) como parte del proceso de descentralización que paulatinamente se lleva a cabo en todas las dependencias del Gobierno Federal, el jefe del Ejecutivo fijó un plazo de dos años para garantizar a las y los mexicanos el derecho a la salud con acceso a atención médica y medicamentos gratuitos.

“Tenemos que ir poco a poco, porque hay que tener centros de salud rehabilitados, hay que construir nuevos centros de salud, hay que terminar centros de salud y hospitales inconclusos; hay que contratar personal médico, hay que basificar a trabajadores de la salud (…) hay que resolver lo de la coordinación entre las instancias de salud, hay que consolidar las compras de medicamentos, hay que tomar la decisión de no permitir la corrupción en la compra de medicamentos”, abundó.

Detalló que en los primeros seis meses de gobierno se concentrarán las acciones de cambio en ocho estados del sureste del país y cada semestre se dará atención a ocho entidades más para completar las 32 en el periodo de tiempo propuesto.

La meta, dijo, es que México cuente con “un sistema de salud como el que tienen en Canadá, como el que tienen en el Reino Unido, como el que tienen en Dinamarca, de lo mejor, ese es el compromiso”.