​​​​​​​La transformación del sistema de salud mexicano estará centrada en las personas, las familias y las comunidades: López-Gatell

El cambio se realizará a través del Instituto de Salud para el Bienestar y la reingeniería de la salud pública, anunció el Subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud ante la OPS.

​Al participar en el 57º Consejo Directivo de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), en Washington, Estados Unidos, el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell Ramírez, anunció que el Gobierno de México ha iniciado la transformación del Sistema Nacional de Salud, con una visión centrada en las personas, las familias y las comunidades, a través de la creación del Instituto de Salud para el Bienestar y la reingeniería de la salud pública.

Ante la directora de la OPS, Carissa Etienne, y representantes de los países miembros, agradeció el acompañamiento recibido por parte de la Organización en este magno proyecto, que representa para México importantes retos técnicos, financieros y políticos.

El funcionario destacó que la meta es el acceso universal a la salud, no sólo la protección social y la cobertura financiera, sino la provisión de servicios efectivos y de calidad. Ahondó en que, tomando la Atención Primaria de la Salud como el enfoque más robusto y efectivo para desarrollar los sistemas sanitarios, se considera a la salud pública y a la prevención como elementos con mayor potencial en esta tarea.

Asimismo, López-Gatell enfatizó que se tiene voluntad renovada por reconocer críticamente las brechas de efectividad, eficiencia e inequidad que limitan el impacto de los servicios, ante lo cual, dijo, “trabajamos en políticas e intervenciones multisectoriales que abordan integralmente la vida humana y sus entornos, naturales y sociales”.

El subsecretario de Salud subrayó que este empeño es congruente con la Agenda de Desarrollo Sostenible 2030, e informó que se retomaron las recomendaciones emitidas en abril en la Ciudad de México durante la celebración de los 40 Años de la Declaración de Alma-Ata, en la que participaron la mayoría de los países miembros de la OPS, donde se presentó el informe de la Comisión de Alto Nivel Salud Universal para el Siglo XXI.

También comentó que, aunque en nuestro país persisten retos de salud pública, “en nuestras instituciones contamos con profesionales destacados, vinculados con comunidades técnicas, académicas y sociales, tanto regionales como globales”.

Respecto al interés de la Organización por desarrollar los sistemas de información para la salud de los países, López-Gatell anunció que México ha planteado el desarrollo del Sistema Nacional de Inteligencia en Salud, como una iniciativa estratégica que ayude a orientar las políticas públicas basadas evidencia, ya que es necesario avanzar en la profesionalización de los modelos y prácticas en comunicación de riesgos, lo que contribuirá a la transparencia y a promover la participación comunitaria en la protección de la salud y el medio ambiente.

En ese contexto, añadió que México trabaja en apego al Reglamento Sanitario Internacional, por escalar y expandir sus capacidades de preparación, respuesta y recuperación ante emergencias de salud pública, mediante el establecimiento de un Centro y Sistema Nacional de Emergencias en Salud”, ahondó.

Finalmente, agradeció a la directora de la OPS, Carissa Etienne, el informe presentado sobre la labor que llevan a cabo los países miembros de ese organismo internacional.