Pide AMLO que no se permita la injerencia de ningún gobierno extranjero en las elecciones

  • Denuncia que hay grupos que son contratados para aplicar la guerra sucia en su contra

Las Vigas, Veracruz, 09 de enero de 2018.-   El precandidato a la Presidencia de la República, Andrés Manuel López Obrador, pidió que no se permita injerencia de ningún gobierno extranjero en las elecciones del primero de julio.

“Yo hasta ahora no he notado que haya injerencia de algún gobierno extranjero, lo que hay guerra sucia de publicistas, los que son contratados para aplicar la estrategia de la guerra sucia, eso sí, hay grupos que son contratados con ese propósito”, denunció.

Hace poco, dijo, se supo de la empresa Cambridge que inclusive estaba contratando a profesionales, pagándoles en dólares para hacer trabajo de guerra sucia y hay empresas como la del secretario particular de Ernesto Zedillo, Liébano Sáenz, que hacen perfiles en contra suya, otras empresas que hicieron un documental en su contra y las televisoras no aceptaron difundir.

“Pero son las empresas que yo he logrado constatar que están haciendo esa labor de guerra sucia, pero no los gobiernos, no tengo yo información, desde luego debe investigarse y no permitirse”, indicó.

Sobre lo declarado por Ángel Gurría que se tienen que cacarear las reformas estructurales de México, López Obrador manifestó que es normal lo que hizo Gurría, porque es una persona que trabaja en un organismo internacional y son los promotores de las llamadas reformas estructurales, entonces tiene que defenderlas.

“Yo lo que opino es que ya no debe de aplicarse esa agenda en el país, tiene que haber una agenda propia, a partir de los problemas de México y tiene que ser una agenda que empiece por combatir la corrupción, y acabar con la impunidad”, explicó.

En otro tema, López Obrador dio a conocer que va muy bien, está 15 puntos arriba en las encuestas y Meade está en una situación complicada, está muy desesperado, porque ya se cayó al tercer lugar y sus patrocinadores están pensando en cambiarlo, sustituirlo por Nuño.

Indicó que hay encuestas en donde la señora Margarita esta en segundo lugar y Meade está hasta el cuarto lugar, es “muy difícil la situación que tiene Meade, no voy yo atacarlo, porque no le ha ido bien”. Meade está perdiendo la compostura, primero lo destapan hablando de que era una eminencia y que era el que daba más confianza a los financieros, pero se viene la devaluación después del destape.

Dijo que desaparece Meade, le meten de cuña a Nuño, renuncia Nuño para estar como repuesto de Meade y luego no ha podido levantar, y ahora “estoy seguro que lo están presionando bastante”.

A la pregunta de los reporteros que si Margarita es la rival a vencer, el aspirante a la Presidencia de la República respondió que no es soberbia, “pero pobremente estamos 15 puntos arriba, la gente quiere un cambio”.

En la asamblea informativa en Las Vigas, López Obrador expresó que en el nuevo gobierno democrático no habrá impunidad, porque en el país hay corrupción e impunidad, solo se castiga a los que se caen de la gracia de los poderosos, a los que no tienen agarraderas, a los que se les convierten en chivos expiatorios.

“Agarran a unos, dos, tres gobernadores, los meten a la cárcel, los exhiben son en efecto chivos expiatorios para que supuestamente la gente quede ya tranquila y siga la misma corrupción”, dijo.

Puso de ejemplo el caso de Veracruz y recordó que dijo en la entidad que era lo mismo Javier Duarte y Miguel Ángel Yunes Linares, no hay diferencia, y no ha pasado mucho tiempo, ya está al descubierto.

“Nada más imagínense un gobernante con un reloj de 6 millones de pesos, cuál es la diferencia con Duarte”, señaló al recordar que para engañar a sus paisanos veracruzanos, el gobierno de Yunes dio seguimiento a todo el caso de Duarte, encontraron una bodega, dieron a conocer lo que había de objetos de lujo.

Añadió hallaron una libreta de la esposa de Duarte decía: “yo merezco abundancia, yo merezco abundancia, yo merezco abundancia”, eso sí se supo, pero  los periódicos nacionales no hablaron mucho del reloj de Yunes.

López Obrador rememoró que Yunes negó que valiera 6 millones de pesos su reloj y que iba a poner una denuncia al periódico El Universal, pero hasta ahora no la ha presentado.

“Estoy esperando a ver que presente la denuncia, porque sí quiero saber cuánto cuesta ese reloj o ustedes no quieren saber cuánto cuesta, que se aclare nada más eso esto”, apuntó.

Asimismo, aseguró que si se enfrenta la corrupción que aqueja al pueblo, a la nación, se logrará el renacimiento de México, se sacará de la pobreza a millones de mexicanos, y no lo dice por estar en precampaña, sino porque se puede.

Comentó que si se pone orden y se acaba la corrupción, se liberarán muchos fondos para el desarrollo, todo el dinero que ahora se va por el caño de la corrupción se utilizará para financiar el desarrollo del país, llegará el presupuesto abajo, permeará, no como ahora que el dinero se queda arriba.

Pidió estar optimistas al pensar que se puede acabar con la corrupción, porque hay hecho creer que el pueblo de México es corrupto por naturaleza y eso no es cierto, pero existe esa mentalidad.

Una vez, recordó, le preguntaron a Peña qué opinaba sobre la corrupción, contestó que la corrupción era parte de la cultura del pueblo de México, “y ahora que está diciendo que sí lee, sería bueno que aclarará si dijo eso”.

En abono a Peña, comentó, hay muchos que piensan así, nada más que no lo dice, Peña lo dice porque es muy franco, muy deslenguado, pero existe esa mentalidad, es una postura muy conservadora de decir no se puede acabar con la corrupción.

Dio a conocer que para erradicar la corrupción en México tiene que ver con el proceder el presidente, si el presidente es honesto, los gobernadores y los presidentes municipales serán honestos, y “no hace falta que haya leyes, no hay ninguna ley que permita robar, si el problema de México fuesen las leyes no habría problemas”.

Manifestó que la situación de crisis de México se origina por el mal gobierno, por los malos ejemplos, no hay autoridad política, no se pone orden en el caos, porque los gobernantes no tienen autoridad moral.

“Qué le puede decir Peña a Yunes, ni modo que le diga oye estas robando mucho, que le contestaría Yunes y tú qué hablas, si tu robas más”, dijo al señalar que ahora se ve el dinero que envió Hacienda a Chihuahua para financiar al PRI, son lo mismo, es la misma mafia.

Aseveró que si hay en la Presidencia autoridad moral, habrá autoridad política y por eso se tiene que tener confianza, “vamos a acabar con la corrupción, no se va a permitir la corrupción”.

Indicó que se acabarán con los privilegios en el gobierno, porque hay sueldos de 650 mil pesos mensuales.

Ayer, informó, estuvo en Emiliano Zapata, ahí MORENA había ganado la presidencia municipal, se fueron a las últimas instancias, con argucias anularon la elección, el triunfo de MORENA, quién intervino, quiénes son los que deciden anular el triunfo, los magistrados del Tribunal Electoral, ganan 400 mil pesos mensuales y los ministros ganan 650 mil pesos mensuales.

“Todo eso se tiene que terminar, no puede haber gobierno rico con pueblo pobre”, mencionó.

Detalló que ayer dio a conocer que en ninguna ley, no está en la Constitución, el que haya pensiones para los ex presidentes y sin embargo por un acuerdo que firma el presidente en turno, se les entrega a cada uno una pensión de 5 millones de pesos mensuales.

Añadió que a parte cada ex presidente tiene a su servicio: 80 militares con niveles de generales, tenientes coroneles, oficiales de alto rango y 25 funcionarios públicos, directores generales, jefes de departamento.

“Por qué esa pensión, no sucede en otros países, si hay alguna pensión en algunos países, pero muy modesta, lo que recibe Salinas o cualquier ex presidente de México es muchísimo más que lo que recibe Obama como ex presidente de Estados Unidos”, externó.

Planteó que el cambio es cancelar las pensiones de los ex presidentes, el funcionario aprenda a vivir en la justa medianía, que no haya abuso, que se actué con humildad, el poder es humildad, no es prepotencia, no se actuará con fantocherías, no se subirá al avión que compró Peña de 7 mil 500 millones de pesos, habiendo tanta pobreza.

Comentó que al triunfo del movimiento venderá el avión de lujo de Peña, así como la flotilla de 58 aviones de lujo y 112 helicópteros que tiene el gobierno federal para mover a los altos funcionarios públicos.

“Vamos a seguir recorriendo el país a ras de tierra, no podemos seguir con ese estilo de gobierno ofensivo, no podemos seguir con la corrupción, con el derroche con el despilfarro, habrá orden”, sostuvo.

Manifestó estar tranquilo, porque sabe que se contará con el presupuesto, no hará falta aumentar el IVA, ni el Impuesto sobre la Renta, ni el precio de las gasolinas, se terminará los gasolinazos, solo es cosa de acabar con la corrupción.

Se comprometió que entrando el gobierno democrático se cancelará la llamada reforma educativa y ayer se puso de acuerdo con el próximo secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma para elaborar un plan educativo para en realidad mejorar la calidad de la enseñanza.

Pronunció que no quiere pasar a la historia como los malos ex presidentes: Antonio López de Santa Anna, Porfirio Díaz, Victoriano Huerta, Carlos Salinas, Felipe Calderón, Peña Nieto, “quiero seguir los pasos, seguir el ejemplo de Benito Juárez, de Francisco I. Madero, apóstol de la democracia, quiero seguir el ejemplo del general Lázaro Cárdenas del Río”.

Acompañado por el precandidato Cuitláhuac García, la próxima secretaria Energía del gobierno federal, Rocío Nahle; dirigente de MORENA en Veracruz Manuel Huerta, dirigente estatal del PES, Gonzalo Guízar y dirigente del PT en Veracruz, Vicente Aguilar.

Por la tarde, Andrés Manuel López Obrador estará en Misantla y para mañana visitará San Rafael, Gutiérrez Zamora, Coatzintla, Veracruz.